Pasos para crear tu Deshumificador Casero

Deshumificador Casero:

¿Problemas de humedades?, los días fríos y lluviosos pueden hacer que aparezcan manchas en las paredes de nuestra casa. Hoy os mostraremos un pequeño truco para tratar de reducir la humedad en nuestro hogar:

En primer lugar, necesitamos una botella de plástico de un litro y medio y recortarla tal y como se indica en la imagen.

Se realiza un pequeño orificio en el tapón y se coloca la parte superior de la botella dentro de la inferior con el tapón hacia dentro.

Por último colocar sal dentro de un trapo o un calcetín, cerrarlo bien y colocarlo en la parte superior señalada por el paso tres.

¡Listo! ya puedes colocar el pequeño deshumificador en lo alto de un mueble, cerca de la zona afectada y cambiar la sal cuando comience a gotear por el tapón.

 

Protege el techo

A la hora de pintar las paredes de una habitación, solemos proteger el suelo y los muebles con plásticos, pero con el techo en cambio simplemente intentamos tener cuidado; por ello muchas veces lo manchamos con el rodillo o la brocha, en cambio esto no ocurriría sí usáramos papel protector de unos 8 cm de ancho (más grande se doblaría ya que solo un lado tiene adhesivo) con cinta de carrocero incorporada.

Una forma facial y sencilla de proteger el techo a la hora de pintar las pareces.

 

Limpia grasas casero

Sacar la grasa de los muebles, encimeras, paredes… es un reto tanto por el tiempo que debes emplear en limpiarlo todo como en conseguir que quede limpio, ya que como seguramente sabrás, cuesta mucho quitar la grasa incluso con los productos comerciales más agresivos. Pero usando dos productos que creo tendrás en casa, conseguirás quitar la grasa fácilmente, tan solo debes mezclar un poco de aceite con bicarbonato hasta formas una pasta espesa. Una vez realices la pasta, la aplicas a la superficie a limpiar y lo dejas actuar unos 5 o  10 min. Tras lo cual deberás retirarla con papel de cocina y veras que la grasa se desprende; si observas que se quedan restos de bicarbonato, emplea un trapo húmedo y unas gotitas de jabón.

 

Organiza tu bisutería

¿Tienes algún cuadro que quieras tirar?

Pues su marco puedes aprovecharlo para organizar tu bisutería, tenerla a mano y de paso decorar una pared. Simplemente pégale al marco, por detrás, una ligas o cualquier otro elemento tejido con crochet (ganchillo), como por ejemplo un tapete, sino también sirven unas cuerdas de pita.

De esta manera podar colgar del cuadro, de forma elegante y ordenada, los accesorios que utilices habitualmente, como: colgantes, pulseras o pendientes.

 

Café para las tuberías

¿Eres Cafetero/a y las tuberías de tu casa desprenden malos olores? Elimina ese mal olor con los posos del café que te tomas. Lo único que tienes que hacer es verter por el desagüe que huela mal, los posos fríos del café (durante varios días). Además, no solo quitaras el mal olor, el café arrastrara la suciedad que pueda tener la tubería.

 

Clasificador

¿Tienes  cosas por ahí tiradas y quieres ordenarlas?

Puedes realizar y por tanto personalizar a tu gusto, el clasificador que ves a la izquierda. Simplemente necesitas: una caja de zapatos, papel de regalo (u otro tipo de papel, pero que tenga dibujos) y canutos de papel higiénico o de cocina.

De esta forma fácil y rápida, podrás ordenar el material escolar de los niños o cualquier otra cosa que se te ocurra.

 

ComparteShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está aceptando nuestra política de cookies. Más información

ACEPTAR
Aviso de cookies